“Springsteen on Broadway”, el documental que pasará a la historia como la cita en la que el cantante de rock and roll Bruce Springsteen abre su corazón a los fans, se estrenará en Netflix el próximo 16 de diciembre.

“Tengo la sensación de que la noche en la que miras a tu público y no te ves a ti mismo, y la noche en la que el público te mira y no se ve reflejado en ti, es que todo ha terminado“, declaró en una ocasión el artista, como recoge el documental.

Pero la conexión entre Bruce y sus seguidores está muy lejos de acabar, sobre todo, después del lanzamiento de este filme que se presentó en Londres y del disco que lo acompaña, en los que “The Boss” se sincera con su público a través de una actuación en acústico en el Teatro Walter Kerr de Nueva York.

Una guitarra, un piano, una armónica y la voz de Springsteen son suficientes para emocionar a un espectador que se olvida de que hay una pantalla y se sumerge por completo en la narrativa del cantante de Nueva Jersey (EE.UU.), basada en su diario “Born to Run” (2016).

Como si fuera un cuento, Bruce introduce cada canción relatando los momentos en los que se inspiran algunas de sus letras y que están recogidos en el álbum “Springsteen on Broadway”, que sale a la venta el 14 de diciembre.

Este repaso por la vida de “The Boss” a través de sus canciones configura una autobiografía única en la que el roquero habla de sus inicios y de su amor-odio hacia su pequeño barrio de Nueva Jersey, Long Branch.